El futbol italiano tomará medidas contra el racismo y antisemitismo

El diario de Anna Frank será leído esta semana por los altavoces en los partidos de fútbol de Italia, anunció el martes la federación italiana de fútbol después de que hinchas de ultraderecha del club romano Lazio hicieran una muestra de antisemitismo.
Los seguidores del club de la capital italiana empapelaron el Estadio Olímpico de Roma el domingo con calcomanías con la imagen de Anna Frank, la jovencita que antes de morir escribió un diario durante el Holocausto, vestida con la camiseta de la Roma, su eterno rival. Los “ultras” de la Lazio asocian a su rival con los judíos e izquierdistas, y tenían la intención de provocar a los simpatizantes romanos, ya que ambos equipos comparte el mismo estadio.
Trabajadores de limpieza encontraron las calcomanías antisemitas el lunes y la policía ha iniciado una indagación criminal sobre el caso.

La lectura de un pasaje del diario de Anna Frank será combinada con un minuto de silencio a ser observado antes de los partidos de la serie A, B y C en Italia esta semana, aparte de juegos amateur y partidos juveniles durante el fin de semana, para promover la historia del Holocausto, dijo la Federación Italiana de Fútol.
El racismo ha sido generalizado durante años en muchos estadios italianos y europeos, enfocados tanto contra jugadores como hinchas, y no han sido aplacados por medidas como prohibición de ingreso de hinchas ni por castigos de partidos a puertas cerradas.
Una amplia variedad de funcionarios y organizaciones de derechos humanos de toda Europa, tanto del mundo del deporte como de otras industrias, manifestaron su indignación por las calcomanías.
"Anna Frank no representa a un grupo étnico o un pueblo. Todos somos Anna Frank cuando nos enfrentamos a lo inimaginable", dijo el ministro de Relaciones Exteriores de Italia, Angelino Alfano. "Lo que ha pasado es inconcebible".
El primer ministro italiano Paolo Gentiloni calificó a las calcomanías como algo "inconcebible, inaceptable y que no debe ser minimizado".
El italiano Antonio Tajani, jefe del Parlamento Europeo, también denunció a los posibles responsables. Dijo en Bruselas que el antisemitismo no tiene lugar en Europa, que debe de mantenerse como un lugar tolerancia religiosa.

"Usar la imagen de Anna Frank como insulto contra otras personas es un asunto muy grave", dijo Tajani.
La federación italiana de fútbol probablemente también abrirá una investigación, que podría conllevar a que el Lazio sea castigado a jugar todos sus partidos a puertas cerradas y sin hinchas o que el equipo juegue en terreno neutral.
"No hay justificaciones. Estos incidentes deben de ser desaprobados, sin peros ni otras eventualidades", dijo el ministro de Deportes, Luca Lotti. "Estoy seguro de que las autoridades responsables averiguarán lo que ocurrió y los responsables será rápidamente identificados y castigados".
El grupo ultraderechista de la Lazio mostró sorpresa por la indignación generalizada.
"Creemos que otras situaciones deberían de encabezar los noticiarios y llenar las páginas de los diarios", dijo el grupo en un comunicado en Facebook.
Síguenos en twitter
@EstadioDiario

Top News






Full of Books